22/11/2011

Evaluación

Tienen los anglosajones la costumbre de procedimentar todo. Encuentro que la forma de trabajar en instituciones españolas e inglesas es totalmente diferente y lo más interesante de todo es conocerlas para tomar lo mejor de cada una y aplicarlas según las necesidades.

En el College tenemos que utilizar un formulario que alguno de mis compañeros detestan. El documento que llaman Progress Record no es más que una forma de poner sobre el papel los objetivos del curso de modo que los alumnos y el profesor puedan evaluar el aprendizaje.

A principio de curso se definen y comparten estas objetivos con los alumnos, son negociables y deben ser SMART (specific, mensurable, attainable, relevant, time-bound). Este es el primer reto al que se enfrenta el profesor, no vale con un objetivo de tipo "aprender el pretérito indefinido" sino que debe ser algo más específico tipo "escribir cuatro frases cortas referidas a actividades que se realizaron durante el fin de semana utilizando cinco verbos regulares en pretérito indefinido".
En la primera clase los estudiantes tienen que seleccionar para cada objetivo en qué punto se encuentran: 1. No puedo hacerlo 2. Puedo hacerlo con ayuda 3. Puedo hacerlo y escribir en la casilla  la fecha correspondiente.

Este mismo formulario se vuelve a pasar a mitad de curso y a final de modo que los estudiantes y el profesor pueden evaluar si se ha producido el aprendizaje. En un escenario ideal, el alumno tendría la fecha del primer día de clase en el recuadro "No puedo hacerlo" y la fecha del último día de clase en la casilla de "Puedo hacerlo" o por lo menos en "Puedo hacerlo con ayuda"

La razón por la que este formulario no despierta pasiones es porque requiere esfuerzo preparar estos objetivos y que se correspondan con el plan de curso para que realmente sean útiles. Pero incluso si no se consigue reflejar exactamente lo que se pretende cubrir en el curso siempre es positivo dedicar un rato a reflexionar sobre lo que se ha aprendido y los alumnos aprecian mucho cuando se les hace partícipe de este plan, al fin y al cabo sus objetivos son mis objetivos.
El tema de la evaluación es tan importante como la planificación de las clases y es esencial tenerlo en cuenta tanto en cada una de las actividades (formative assesment) que se plantean como a nivel global (summative assesment). Hay que dedicarle tiempo y practicar,...¡como con todo!.
Para profundizar un poco sobre el tema os dejo unos links: qué es la evaluación,
Evaluar para aprender, examinar para excluir, la evaluación entre alumnos,

No comments:

Post a Comment