26/07/2011

Principiantes

Las clases con principiantes de español son muy interesantes y a la vez todo un reto. Hay que  introducir a los estudiantes en un mundo de palabras y estructuras nuevas que requieren un esfuerzo de memoria y de atención tremendo.
Una cosa que me funciona particularmente bien con los principiantes cuando trato de introducir algo nuevo es encontrar una tarea adicional para combinar con el ejercicio. Por ejemplo, a la hora de enseñar los días de la semana en lugar de mostrarles la lista directamente, les doy unos papeles con los días que ellos tienen que colocar tratando de adivinar el orden lógico por parejas. Luego lo ponemos en común.
También se pueden añadir fotos de los planetas (Lunes-luna, Martes-Marte, Miércoles-Mercurio, Jueves-Júpiter, Viernes-Venus, Sábado-Saturno, Domingo-Dominus, Dios, en otras lenguas menos piadosas se reserva el domingo para el Sol, Sunday...) para que al hacer la correspondencia almacenen algún tipo de imagen.
Con los números a veces les pongo operaciones aritméticas sencillas para que al mismo tiempo que llegan a un resultado tengan que expresarlo en español.
Es bastante tedioso tener que aprender listas de vocabulario y una manera de mantener la atención de los alumnos es combinar los ejercicios con otro tipo de actividad. Siempre podéis encontrar algún alumno que se queje o que se pregunte porqué en lugar de dar la lista directamente la profesora le ponga a hacer jueguitos o adivinanzas, pero suelen ser la minoría. Cuando tenéis un alumno de este tipo siempre se pueden adaptar las actividades para tratar de acomodarse un poco a su forma de aprendizaje.
El otro día, por ejemplo, hice un juego con unos alumnos en su segunda clase que salió muy bien y les divirtió mucho. Cada equipo tenía un calendario y yo iba diciendo fechas (tipo: el 23 de agosto, el 24 de septiembre,..), ellos tenían que ir anotando en qué caía cada una de las fechas que yo iba diciendo.(jueves, lunes,...) y ganó el equipo que acertó más días. Asi practicaban a la vez la comprensión auditiva de los meses, los números y los días de la semana. Y si por casualidad era el cumpleaños de alguien (eso se puede forzar) aprovechamos para introducir "mi cumpleaños es el día". 
Casi todas las actividades pueden darse vuelta y convertirse en algún tipo de juego, un profesor al que tengo mucho cariño me decía una vez que "menos es más", es cuestión de sacarle partido al máximo. ¿Alguna idea?

No comments:

Post a Comment